1 mar. 2006

Desingeniado

Reingeniado, por ahora esta desingeniado, se hunde en un abismo de ansiedad, depresión, y a esta hora esta en su oficina y no desea hacer nada y hasta está sin ganas hace este post, aunque es lo único que medio le provoca hacer, tiene muchas ganas de salir corriendo y esconderse de la faz de la tierra por un tiempo no determinado, redescubrir aquella excelente persona que llevaba bien el control de su vida emocional, que no hería a otros, ni si quiera sin querer, que no cansaba a sus amigos con sus interminables lamentares, que no tenía necesidad de humillarse para rogar aunque sea amistad, que imprimirá su post "del tiempo de lo que somos y hacemos" y recitará como mantra en su escondite, para ver si espía la culpa porque no fue ni capaz de ser perdonado por un pecado que ignora, tiene el corazón vuelto mierda por vivir en una montaña rusa de sentimientos, unas veces arriba dueño del mundo, otras cayendo vertiginosamente hasta el fondo. Desingeniado, necesita reencontrarse, remotivarse, y esta consciente que no es una persona falsa, que es auténtico, que siempre trata de mostrarse como es, que es torpe de corazón, pero noble y sincero, que no alberga rencor, que cree que la gente siempre en el fondo es buena, que es impulsivo, que es apasionado, que es hasta cursi, pero que siempre es él mismo no puede ser de otra manera porque no se cierra ante la gente, por el contrario se expone, no pudiendo dar cabida a otra cosa que él mismo. Con los nervios destruidos, el corazón estrujado, los ojos rojos, y la cabeza como un coleto, se toma vacaciones emocionales e intelectuales y no se dedicará a otra cosa que no sea, recuperar el control de sus emociones (al más puro estilo Vulcano) y enfocarse en proyectos que le permitan escudarse de más sin sabores.
Reingeniado, Javier, dedica la canción del post anterior como homenaje último a lo mas intenso y aunque breve que ha vivido en su vida, pero entiende que su tiempo para estas cosas pasó, y que le corresponde orden y tranquilidad, y decide que no lamentará nada, que lo que quiere es un fin pacífico entre las partes, que no puede haber rencor en un corazón donde hubo tanto sentimiento bonito, donde los duraznos no se marchitarán jamás y que quedarán en su memoria como marca de fuego indeleble.
Javier oculta cosas, como lo hacemos todos, pero es fiel a sus creencias y no miente a quien ama, por lo tanto siempre fue él mismo.
Reingeniado escribirá otra vez cuando tenga sus ideas en orden, y haya dormido una noche si levantarse sobresaltado varias veces.
Reingeniado ruega a Dios porque toque su corazón y vea que hay oportunidad de ser los mejores amigos, Reingeniado puede serlo.

...
Volveré cuando me salgan comentarios jocosos de manera natural otra vez y cuando pueda levantarme por las mañanas con una sonrisa como lo hacía hasta hace quince días, y les juro que va a ser pronto, recuerden que soy de soluciones rápidas.